jueves, 29 de enero de 2009

Ladrón


No es buen día,
hoy no,
porque el aire me zarandea y me dobla,
me bate
y hace que se me caigan las pocas ideas que tengo,
después todo sale volando
y a penas este par de piernas me dan para correr,
la voz se la lleva el vendaval
que espera ansioso tras una esquina,
al volverla me da una bofetada
y me recuerda que soy una niña en cuerpo de media mujer
o de mujer sin medias
porque no las soporto,
entonces mis pies piden auxilio dentro de las botas,
tanto tacón para tan poca acera,
tanto correr, desesperada acción
“si aún no sabes donde ir,
siquiera dónde secarte las lágrimas”,
ellas caen sin tocar el suelo
el viento también me las quita,
y me seca las sonrisas
y me roba las nubes.
Hoy no es buen día,
hoy no,
porque yo soy de lluvia
y el aire es un cabrón que te las manda al sur

3 comentarios:

Giovanni-Collazos dijo...

Hola Loida... te parecerá raro verme por aquí y en ralidad no lo es tanto. Te sigo, te leo silenciosamente. Hoy quise dejar mi huella. Me gusta tu poesía, creo que alguna vez ya te lo dije en Libertad 8.

Un abrazo.

Gio.

the Kid A dijo...

jo mujer!!...
claro que eres de lluvia, pero de esas tormentas que en cualquier instante se vuelven un hurracan...
y sabes, es mejor q azotes jeje, bueno, alguno no nos quejariamos :P...
no te preocupes, a tus nubes ya creo q sabras cuidarla bien...
un beso mujer!!! muackkkkkkkkk

Christian Cejas dijo...

"entonces mis pies piden auxilio dentro de las botas,
tanto tacón para tan poca acera..."

Justamente eso es lo que te queda chico, las aceras. Por eso, con todo eso que tenés, camina por la vida como si fuera un gigante rendido a tus pies.
Un abrazo.
Christian.